logo-biblioteca2

Medellin - Antioquia, martes, 21 de octubre de 2014
    Redes Sociales    
     
facebook twitter instagram youtube
     

Carlos Castro Saavedra

carlos castro saavedra


POR LOS CAMINOS DE CARLOS CASTRO SAAVEDRA

 

Carlos Castro Saavedra es sinónimo de poesía. Todos sus caminos van a dar a ella.

Cuando leemos sus piezas de teatro “El trapecista vestido de rojo”, la “Historia de un jaulero” o su novela “Adán Ceniza”, sus textos en prosa “Caminos y montañas”, sobre la minería, “Una victoria y una canción”, sobre la Nacional de Chocolates, “Elogio de los Oficios”, “Cosas elementales” y los desconocidos y maravillosos cuarenta cuentos infantiles con el “Espanto del río Cauca”, “Los zapatos del diablo”, “Cara de gato y cara de perro”, “El mico violinista”, “La niña de trenzas verdes” sabemos que leemos poesía.

Sin embargo los personajes son muy nuestros, las circunstancias de todos los días. Entonces, ¿qué pasa? Su visión, la escogencia de las palabras, sus sitios en la frase transforman nuestra forma de ver. Todo es distinto y más allá de toda cosa.

Los títulos de sus columnas periodísticas, escritas entre 1943 y 1988, nos indican que, a pesar de hablar de la segunda guerra mundial, del vendedor de frutas, de los albañiles colgados de las fachadas, estamos en este mundo y en otro distinto: “Luminaria”, “Retazos y retozos”, “Lápiz de color”, “Almanaque al revés”, “Desde Antioquia”, “Zona verde”, “El sol trabaja los domingos”, “La voz del viento”, son escritas, no lo dude, por un poeta.

 

Fue un escritor incansable, autor de 37 libros publicados entre poesía, novela, teatro y prosa y más de 3000 columnas periodísticas en diversos diarios nacionales. Fue un escritor que acumulaba los premios como si no importara, como si no existieran.

 



 

 

 

Share
Copyrigth© 2010 - 2012 Biblioteca Pública Piloto de Medellín para América Latina | Carrera 64 No. 50 - 32 - | Tel. 460 05 90 | Medellín - Antioquia - Colombia

Diseño y desarrollo por Webmaster