• Búsqueda de libros, revistas, folletos o mapas.
  • Búsqueda, consulta y visualización de fotos, audios o documentos
  • Búsqueda de libros, revistas, folletos o mapas en cinco diferentes bases de datos.
  • Centro de Documentación del Departamento Administrativo de Planeación - DAP.

Rafael Pombo, un poeta para todas las generaciones

 

José Rafael de Pombo y Rebolledo nació en Bogotá un 7 de noviembre de 1833, es uno de los poetas más importantes del movimiento romántico no solo en Colombia, sino de dimensión continental. Su identidad y fama de escritor se la debe a la escritura de fabulas y relatos para niños, construidos con cadencia y rima en un castellano ampuloso y universal.   Entre sus fábulas memorables encontramos La pobre viejecita y El renacuajo paseador.

Sus obras infantiles en Colombia son conocidas por todas las ngeneraciones, sobre todo para aquellas que han pasado por las aulas de clase, ya sea en un escuela veredal o en una institución educativa pública o privada; se puede decir que Pombo es materia obligada para los mas pequeños. Es por esto que para grandes y chicos resulta fácil realizar un encuentro cordial y fraterno cuando se rememoran las fabulas de Pombo.

 

Fragmento de la Pobre Viejecita  

“Se murió del mal de arrugas,

Ya encorvada como un tres,

Y jamás volvió a quejarse

Ni de hambre ni de sed.

Y esta pobre viejecita

Al morir no dejó más

Que onzas, joyas, tierras, casas,

Ocho gatos y un turpial

Duerma en paz, y Dios permita

Que logremos disfrutar

Las pobrezas de esa pobre

Y morir del mismo mal.”

 

El Romanticismo al que adhirió Pombo  era un movimiento estético, filosófico y artístico surgido en la Europa del siglo XVIII como oposición a los planteamientos racionalistas y cosmopolitas de la Ilustración francesa, así como a la sociedad  que surgía de un incipiente y brutal capitalismo.

La literatura romántica se hizo eco del llamado “Espíritu romántico”, contrapuesto a los lineamientos racionalistas y dotado de  un énfasis claro en las subjetividades artísticas, la inspiración y lo onírico; lo original como evidencia del espíritu irrepetible del hombre. Del mismo modo, los imaginarios grecolatinos y el folklore local, de la mano del nacionalismo, tuvieron su lugar en este movimiento.

El apogeo del estilo floreció a  principios del siglo XIX, en plena entrada a la modernidad contemporánea, y ejerce su influencia estética hasta hoy, si bien tuvo su declive hacia finales del mismo siglo y cedió paso a otras vertientes literarias como el simbolismo y el parnasianismo.

 

La Hora de la Tinieblas.

¡Oh, que misterio espantoso

es este de la existencia!

¡Revélame algo conciencia!

¡Háblame, Dios poderoso!

Hay no se qué pavoroso

En el ser de nuestro ser.

¿Por qué vine yo a nacer?

¿Quién a padecer me obliga?

¿Quién dio esa ley enemiga

de ser para padecer?

 

Rafael Pombo pertenecía a la aristocracia criolla, logró  estudiar varias lenguas y traducir de forma ejemplar algunas obras literarias grecolatinas clásicas. Fue escritor, traductor, intelectual, diplomático y periodista.

Vivió 17 años en Estados Unidos como Secretario de la delegación de Colombia en Nueva York. Allí pasó sus años de mayor producción literaria.

A su regreso al país fundó y participó en la creación de varios medios como el periódico La América, adquirido en su totalidad por  la Universidad de Antioquia y microfilmado para consulta, como lo expresa el investigador Carlos Orlando Fino Gómez en un texto donde hace alusión al medio y a la invitación que realizará  el poeta al pintor mexicano Felipe Santiago Gutiérrez. El interés del fabulista  por el arte y la cultura lo hace invitar al artista mexicano para fundar en Bogotá la Academia Vázquez, centro para las artes; pero la burocracia local le impidieron tal propósito.

En su obra están presenten Dios, la naturaleza y la mujer como constantes y temas recurrentes. Su producción romántica está inspirada en las obras de Víctor Hugo, Lord Byron, Leopardi, Zorrilla y los autores grecolatinos clásicos. Realizó múltiples traducciones de autores ingleses y franceses.

El 20 de agosto de 1905 recibe en ceremonia realizada en el Teatro Colon el reconocimiento como Poeta Nacional de Colombia. El 6 de febrero de 1912 reemplazó a Manuel María Mallarino como miembro de la Academia Colombiana de la Lengua, de la que fue Secretario perpetuo. Según Antonio Gómez Restrepo, crítico literario y albacea testamentario designado por Pombo minutos antes de su fallecimiento, el escritor tras la ceremonia se recluyó en cama, decayendo su salud progresivamente hasta la muerte, el 5 de mayo de 1912.

En el 2012 en el primer centenario de su fallecimiento, el Ministerio de Cultura de Colombia declara ese año como  el año de Pombo en Colombia, son  reeditadas varias de sus obras y la UNESCO  lo incluyó en su calendario de celebraciones oficiales.

 

 

 


© 2010  |  Biblioteca Pública Piloto de Medellín para América Latina | Carrera 64 No. 50 - 32 | Barrio Carlos E. Restrepo. Medellín- Colombia.